InfoPlay
PUBLICIDAD

Grupo Azkoyen obtiene un beneficio neto de 2,5 millones de euros en el primer trimestre de 2020

 
Grupo Azkoyen, multinacional española con sede en Navarra, ha obtenido un beneficio neto de 2,5 millones de euros a cierre del primer trimestre del ejercicio 2020, un 18,5% inferior al mismo periodo del ejercicio 2019.
INFOPLAY/ COMUNICADO |
En un contexto de pandemia internacional provocada por el COVID-19 el importe neto de la cifra de negocios de Grupo Azkoyen ha experimentado una reducción del 4,5% en comparación con el primer trimestre del ejercicio anterior. La división de Coffee & Vending Systems (Máquinas expendedoras) ha logrado un alza en las ventas del 3,8%, hasta los 10,8 millones de euros frente a los 10,4 millones del mismo periodo del ejercicio anterior. La división de Time & Security (Tecnologías y sistemas de seguridad) ha obtenido 13,6 millones de euros, un descenso del 6% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. Por su parte, la división de Payment Technologies (Medios de pago electrónicos) ha registrado un descenso del 10,7% respecto al mismo periodo del año 2019, con una facturación de 9,3 millones de euros.

Es de destacar que, globalmente, tras un crecimiento moderado en los dos primeros meses del ejercicio, con un incremento del 2,4% en enero y febrero, el Grupo ha experimentado una reducción de ventas en el mes de marzo de un 15,5%, por los impactos negativos del COVID-19.

A nivel operativo, la pandemia del COVID-19 empezó a afectar a las actividades del Grupo con carácter general en marzo, desde inicio de mes en Italia y desde mediados en España y resto de países, con distinto grado de intensidad en cada división.

El margen bruto en porcentaje sobre la cifra de negocios aumenta del 43,6% del ejercicio anterior al 44,5% del ejercicio actual, con una mejora generalizada en los diferentes negocios.

Los gastos fijos ascienden a 11,6 millones de euros, cifra superior en un 4,7% a la del mismo periodo del ejercicio anterior; tras determinados incrementos de gastos fijos comerciales, I+D y otros, de conformidad con los planes definidos de crecimiento orgánico en vigor; los cuales ahora han sido objeto de revisión y priorización.

El EBITDA asciende a 5 millones de euros, lo que supone un descenso del 14,3% frente a los 5,9 millones de euros registrados en el primer trimestre de 2019 situándose el porcentaje de EBITDA/ventas del Grupo en un 14,9%.

Por su parte, el EBIT ha disminuido en 0,8 millones de euros, un 19,4% menos respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, pasando de 4,3 a 3,4 millones de euros.

A 31 de marzo de 2020 la deuda financiera neta asciende a 11,2 millones de euros, un endeudamiento inferior a 0,5 veces el EBITDA de los últimos 12 meses. Por otra parte, los gastos financieros netos son superiores a los registrados en el ejercicio anterior, pasando de 18 a 104 miles de euros. Respecto a disponibilidades financieras al cierre del primer trimestre, el efectivo asciende a 13,3 millones de euros. Asimismo, se mantienen diversas líneas de crédito a corto plazo, recientemente renovadas por otra anualidad, con un límite total de 10 millones de euros, de las cuales no se había dispuesto saldo alguno a dicha fecha. Todo lo anterior, posiciona al Grupo Azkoyen con una sólida posición financiera.

Impacto COVID-19

Ante la pandemia internacional provocada por el coronavirus, Grupo Azkoyen ha adoptado protocolos de actuación, siguiendo las recomendaciones emitidas por las autoridades competentes en cada mercado en el que opera, para proteger la salud y seguridad de sus empleados y clientes.

Asimismo, el Grupo se está adaptando a la situación actual de la pandemia con diversas medidas de mitigación, al mismo tiempo que se mantienen esencialmente las iniciativas estratégicas en curso. Para todos los negocios, se han revisado los planes de gastos e inversiones del ejercicio en curso, adaptándolos a las nuevas circunstancias. Así, se han paralizado determinadas nuevas contrataciones de personal y se han reducido servicios externalizados y otros. Se han retrasado o cancelado las inversiones no esenciales.

Además, las sociedades del Grupo Azkoyen están recurriendo, en ciertos países, a medidas de flexibilización laboral proporcionadas por los diversos gobiernos.

Por otra parte, las diferentes sociedades del Grupo Azkoyen han puesto en marcha una iniciativa solidaria, junto a sus empleados, para recaudar fondos destinados a paliar los efectos de la pandemia del COVID-19. En concreto, la cuantía final ya recaudada será triplicada por el Grupo, alcanzando un total de 32.460 euros, que serán destinados a ayudar a determinadas organizaciones nacionales de la Cruz Roja.

Anulación de reparto de dividendo


En el contexto actual provocado por la pandemia del COVID-19, el pasado 11 de mayo el Consejo de Administración de Grupo Azkoyen acordó, con base a un criterio de prudencia y conservación de liquidez, habida cuenta de la situación de incertidumbre generada por la pandemia internacional del COVID-19, modificar la propuesta de aplicación del resultado de las cuentas anuales cerradas a 31 de diciembre de 2019, según la cual se proponía el reparto de un dividendo de 4,8 millones de euros para, en su lugar, destinar dicha cantidad a reservas voluntarias.

Asimismo, el Consejo acordó la reducción de un 15% de la retribución bruta fija y dietas de asistencia a reuniones del Consejo o de sus comisiones de los consejeros no ejecutivos, y la reducción de un 20% de la retribución bruta fija del consejero delegado. Dichas reducciones han ido acompañadas de otras aplicadas a la Dirección y serán aplicables hasta finales de 2020 o, si sucede antes, hasta que se perciba una recuperación de las ventas en niveles semejantes a los obtenidos en el año anterior.

Nuevas iniciativas y desarrollos tecnológicos

Como parte de las iniciativas de adaptación al nuevo escenario provocado por la pandemia del coronavirus, a comienzos de mayo de 2020, el Grupo Azkoyen ha presentado su tecnología Distance Selection para sus máquinas automáticas, que permite al usuario obtener los productos sin necesidad de contacto con la superficie de la máquina, aportando absoluta seguridad e higiene en el proceso de compra. Es posible seleccionar el producto desde una distancia de hasta 2 centímetros de la superficie del panel de selección. La nueva tecnología Distance Selection está siendo presentada en los diferentes mercados, con una excelente acogida. Su comercialización ha comenzado de forma inmediata. El registro de la patente se presentó en la Oficina Europea de Patentes el 23 de abril de 2020. De forma complementaria, el Grupo está ofertando sus tecnologías de Payment Technologies, que permiten el pago a distancia con dispositivos móviles.

Asimismo, Grupo Azkoyen, a través de su distribuidor en el País Vasco Urkotronik, ha participado en la instalación de sus máquinas automáticas de vending para facilitar la distribución de Equipos de Protección Individual (EPIs) con el fin de evitar la propagación del coronavirus. La distribución se realiza de manera segura y controlada gracias a la tecnología más avanzada con la que cuentan las máquinas automáticas de Azkoyen, Palma+ y Mistral+.

En el segmento del retail (o venta minorista) la solución automatizada de control de efectivo Cashlogy ayuda a gestionar el negocio de una manera más efectiva y a potenciar la higiene en el establecimiento. En este mismo contexto y relacionado con la situación del COVID-19, Coges ha presentado una solución basada en su plataforma IOT, Nebular, que facilita la monitorización de la distribución de mascarillas a través de máquinas expendedoras en los centros de trabajo. De esta forma, la empresa usuaria puede apoyarse en su operador de vending para la gestión y dispensación de EPIs a sus empleados.

Principales perspectivas

La pandemia por el COVID-19 está afectando al desarrollo de los mercados de manera significativa en el segundo trimestre, principalmente en Coffee & Vending Systems y Payment Technologies, siendo los efectos negativos más limitados en Time & Security.

En este escenario, es esperable que la crisis motivada por la pandemia del COVID-19 afecte significativamente a los resultados consolidados del primer semestre y del ejercicio completo 2020. Sin embargo, dada la complejidad de la situación y su rápida evolución, no es practicable en este momento realizar de forma fiable una estimación cuantificada de su potencial impacto en los negocios del Grupo.

La sólida posición financiera y la diversificación geográfica y de negocios del Grupo, así como las medidas adoptadas y la capacidad de innovar y adaptar su oferta a la “nueva normalidad”, hacen esperar que éste saldrá reforzado para el futuro.
PUBLICIDAD