InfoPlay
PUBLICIDAD

LA PRIMERA ENTREVISTA:
CRISTINA GARCÍA, PORTAVOZ Y COORDINADORA DE LA PLATAFORMA PARA EL JUEGO SOSTENIBLE

Nada a la improvisación

 
La capacidad de Cristina García está más que demostrada. Respetada, altamente cualificada, discreta y trabajadora se ha puesto vaqueros y chaqueta de pana para patearse España de arriba abajo.

Su labor callada está consiguiendo afianzar la PLATAFORMA para el JUEGO SOSTENIBLE presentada el pasado octubre con el respaldo de grandes empresarios conscientes del momento delicado que atraviesa la industria.

Con esfuerzo y sin dejar nada a la improvisación, la portavoz y coordinadora nos revela la situación actual de la PLATAFORMA PARA EL JUEGO SOSTENIBLE, una crucial asociación armada con el empeño de comprometidas personalidades de la industria y aunados por el deber del mantenimiento de una actividad responsable.
JACQUELINE M.C. | MADRID
1- ¿Por qué surgió la Plataforma para el Juego Sostenible? Supongo que estimaron que existía un vacío o carencia en el fondo o forma de la reivindicación del sector.  O quizás en cuanto a la interlocución con otros agentes tangenciales.

La Plataforma para el Juego Sostenible surgió por iniciativa de varias empresas: a principios de septiembre se produjo una reunión en la que se puso en común que existía una gran preocupación por la deriva política que estaba tomando nuestra actividad (que no había cesado con la celebración de las elecciones autonómicas, como muchos creían), por la percepción social, por el tratamiento periodístico… realmente nos enfrentábamos a una situación me atrevo a decir que “desconocida”. Y ante tal circunstancia una serie de empresas decidieron unir fuerzas, con el ánimo de explorar una serie de actuaciones que nos pudieran empezar a ayudar a revertir o mejorar lo anterior.

No fue fácil: hay que darse cuenta de que se encontraban todos los subsectores representados (hostelería, salones, bingos, casinos, apuestas, fabricantes…), por lo que la primera prueba de fuego, que fue la concreción de un ideario o decálogo, pudo salir adelante gracias al talante flexible y la generosidad de todos los integrantes. Y puedo confirmar que las anteriores cualidades son las que siguen impregnando todos los movimientos que desde ese momento hemos llevado a cabo.
 


2- ¿Qué acciones se han llevado hasta la fecha? ¿Cuál es el punto que más preocupa a la Plataforma?

Son actuaciones de muy diversa índole. Encaminadas al ámbito estratégico, de comunicación, social, político, científico, informativo y formativo, preventivo…. La situación que nos rodea tiene muchísimas vertientes, y no se puede dejar ninguna de ellas desatendida. Somos conscientes de que se trata además de estrategias que empezarán a tener su resultado en el medio y largo plazo, ya que no existen las fórmulas mágicas: lo mismo que se ha tardado un tiempo en configurar la mala situación actual, también se va a tardar un tiempo en revertirla.


3- Con respecto a su configuración inicial, ¿ha habido algún cambio en el número de integrantes?

Las nuevas incorporaciones las iremos comunicando cuando proceda. No se trata de una carrera por la representatividad, se trata de unir fuerzas y de poner actuaciones en marcha.





4- ¿En qué se diferencia con el Club de Convergentes?


CLUB DE CONVERGENTES es una marca muy consolidada. Desde el año 2015 nos hemos posicionado como la asociación española de fabricantes de máquinas y sistemas de juego, con un intensísimo trabajo y un incremento en el número de asociados importante. Y debemos seguir así, enfocados en la tecnología, en centrarnos en ser la respuesta técnica a los numerosos retos que tiene nuestra Industria. Pero atender la complicada situación actual requería una ampliación de miras y de posibles asociados que trascendía al perfil de los miembros del Club, ya que en eso siempre hemos sido muy claros: el Club es para fabricantes de máquinas y sistemas de juego, es la única manera de no despistar nuestra esencia. Pero, como decía, la difícil circunstancia actual requería darle voz directa también a los operadores, y por eso se decidió dotarnos de una personalidad diferente, la de la Plataforma para el Juego Sostenible, que pudiera atender sus numerosos retos sin necesidad de interferencia en los legítimos intereses tecnológicos de CLUB DE CONVERGENTES.



5- ¿Cuál es su principal objetivo y qué meta se sentiría orgullosa de alcanzar a medio plazo? ¿Qué es lo que más le preocupa en la actualidad?

El principal objetivo de la Plataforma para el Juego Sostenible va implícito en su nombre: la sostenibilidad de nuestro Sector. Si hubiera que resumir en una palabra el mayor peligro actual, es ese, el no ser sostenibles, el dejar de existir, o tener que hacerlo en unas condiciones que no permitan la supervivencia de nuestros negocios en el tiempo. Y ya no solo por los cambios normativos que nos puedan sobrevenir en un futuro, es que la percepción social también es importantísima, hemos pasado de la “inexistencia” social (que es lo mismo que pasar desapercibidos) al rechazo en muchos ámbitos. Y revertir esta situación, o al menos llevarla de nuevo a una placida indiferencia, se hace imprescindible.





6- ¿Cómo han acogido los diferentes reguladores autonómicos esta Plataforma? ¿Con qué reguladores han hablado hasta la fecha?


La aceptación está siendo tremendamente positiva. Date cuenta que ellos también se han visto metidos de lleno en una sobreexposición política que les ha hecho salir de lo que yo antes llamaba “placida indiferencia” a un continuo escrutinio. Por lo que los proyectos que les puedan ayudar a reforzar todas las actuaciones que desde sus responsabilidades ya están poniendo en marcha, les interesa mucho. Nuestros reguladores han sido siempre los mejores aliados, y a día de hoy lo son más que nunca, hay que trabajar de su lado, pero no con poses, sino con actuaciones que de verdad les ayuden a cumplir con sus responsabilidades públicas.



7- ¿Cómo cree que ven los reguladores al sector? Si cree que ha cambiado la percepción, ¿hacia dónde se ha movido y por qué?


Creo que esta pregunta ya la he respondido en el punto anterior. Pero me gustaría añadir algo: tenemos que escuchar a nuestros políticos y reguladores. De todas las tendencias, y de todos los ámbitos y consejerías, ya no vale solamente hablar con el “regulador” del que depende nuestra actividad, hay otros ámbitos administrativos implicados. Tenemos que escuchar sus preocupaciones y darles herramientas, para que ellos puedan mostrar soluciones regulatorias y políticas, que se les están demandando desde diversos ámbitos.



8- ¿Qué ha hecho mal la industria? ¿Qué tiene que mejorar? ¿Son proclives a la comunicación de cara al exterior del sector, con quién y cómo?

La autocrítica es necesaria. No hemos llegado aquí solo por cuestiones externas, también en algunas cuestiones quizá hemos sobrepasado ciertas líneas, que no por permitidas o legales significa que no hayan sido excesivas. Todos sabemos a qué me estoy refiriendo, son varias cosas. Y ahora toca rectificar, dar marcha atrás, volver a “equilibrar”. Pero lo importante es hacerlo de manera proactiva, debemos llevar la iniciativa, ofrecer nosotros la solución o el enfoque que, aun conllevando sacrificios o renuncias, nos permita mantener lo que tenemos. Ahora no es el momento de pedir avances o facilidades, sino de corregir para consolidar.





9- ¿De qué se siente más orgullosa en cuanto al momento en que está la Plataforma?


De la generosidad de sus miembros y del tiempo que le están dedicando. Todos son empresarios con muchísimas obligaciones, pero creen en el proyecto y están destinando al mismo recursos de toda índole que pongo en valor todos los días.



10- ¿Qué sorpresas gratas nos prepara la Plataforma?

Creo que no se trata de sorpresas: quien me conoce sabe que soy más de “lluvia fina”, como la que hay en el norte, que parece que no llueve, pero cuando te das cuenta está ya todo empapado… ;)



11- ¿Qué le gustaría decir directamente al sector? ¿Algún mensaje de ánimo?

Tenemos un mercado maduro y sólido que es la envidia de otras jurisdicciones. Merece la pena luchar por él, por mantener lo que tenemos. Pero para ello hoy en día no basta, aún siendo cierto, hacer gala de los puestos de trabajo, muchos, que creamos. Ni de los impuestos que pagamos. Ni de nuestra I+D, o de nuestros niveles de cumplimiento… aun siendo excepcional todo lo anterior, en estos momentos también hay que ser empáticos con la problemática que nos rodea, y aproximarnos a la misma ayudando a los políticos y reguladores, con soluciones para los que sufren las externalidades de nuestra actividad, con concienciación y sensibilización para que solamente accedan a nuestros juegos quienes lo puedan hacer, de manera saludable y no controvertida…. Somos muchos los que estamos trabajando en todo esto y, aunque es crítica la situación, se está luchado para revertirla. La única receta que conozco para que pasen cosas, para que cambien cosas, es hacer cosas. Y en ello estamos.




    2 Comentarios


Aurora

5 de marzo 2020

#1
Realmente aplaudo esta iniciativa. Para que el juego sea sostenible tiene que ser responsable, justo, equilibrado... y no sólo tiene que "serlo" sino también parecerlo (como la mujer del César!). Una plataforma que defiende y empuja un juego así es más que necesaria. Para el sector del juego (terrestre, online y lo que venga) y para la sociedad en general (tanto a nivel de protección del jugador y de colectivos vulnerables, como a nivel pedagógico, que hay mucha desinformación suelta)... Si, además, la plataforma está abanderada por una persona tan crack, profesional y _persona_ como Cristina, mejor que mejor. Adelante!

Aplaudiendo

6 de marzo 2020

#2
La iniciativa es sugerente y novedosa como lo es, por insólita, la respuesta la pregunta 8 llamando a la autocrítica.
  Déjanos tu opinión


Imprimir
2 Comentarios
ÚLTIMAS NOTICIAS
PUBLICIDAD