InfoPlay
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Programa de Becas NOVOMATIC en la Ópera Estatal de Viena

 
NOVOMATIC otorga becas anuales a jóvenes talentos en el marco de su patrocinio a la Ópera del Estado de Viena. Para la temporada 2019/20, se beneficiaron del codiciado programa de estipendios dos cantantes de origen ruso: las sopranos Diana Nurmukhametova y Valeriia Savinskaia. En una entrevista conjunta, hablan sobre sus sueños y metas a alcanzar en la primera etapa de sus carreras.
INFOPLAY/ COMUNICADO |
Durante más de diez años, el Programa de Becas NOVOMATIC ha permitido a jóvenes y promete¬dores artistas dar los primeros pasos en sus carreras en uno de los escenarios más famosos del mundo. El mismo Dominique Meyer, Director de la Ópera del Estado de Viena, propone a quienes considera los talentos más prometedores para el programa. Con los años, esto ha incluido nombres como Anita Hartig, Valentina Naforniţa, Bror Magnus Tødenes y Carlos Osuna, quienes se convirtieron en exitosos cantantes de ópera. Como miembro del conjunto de ópera, los estipendiarios reciben instrucción, apoyo especial y la oportunidad de debutar en uno de los escenarios más grandes del mundo.

El CEO de NOVOMATIC, Harald Neumann, se muestra particularmente comprometido con el programa de becas: “Se trata de responsabilidad social. Los patrocinios y las colaboraciones brindan libertad económica a las instituciones culturales y les permiten ofrecer entradas asequibles y, por lo tanto, promover el arte y la cultura en un público muy amplio. Y para los jóvenes talentos, es una gran oportunidad y la mejor manera de iniciar su carrera”.

Se trata de responsabilidad social", Harald Neumann, CEO de NOVOMATIC.

Para la carrera de solista, los jóvenes cantantes son instruidos por expertos y por los mejores directores. En un inicio interpretan pequeñas partes, mientras que el entorno profesional les va entregando herramientas para desarrollar la voz y adquirir técnica vocal. Pasados unos meses, los estipendios serán invitados a otra audición. En ese momento, serán evaluados y en consecuencia se le ofrecerá un contrato fijo en la Ópera del Estado de Viena o no.


TWOG: Diana Nurmukhametova, leyendo tu CV… parece que has nacido con talento para el can¬to y la música. ¿Es Correcto?

Diana Nurmukhametova: Sí, siempre me ha encantado la música. Mi madre dice que cuando era bebe no lloraba parecía más una sirena. Todos decían que iba a ser cantante. Pero hice mi propio camino: yo misma me dirigí a la escuela de música como si fuera lo que debía hacer.

TWOG: Vienes de Askino, un pequeño pueblo en la República Rusa de Bashkortosan. Si lo buscas en Wikipedia, tiene una sola calle. ¿Cómo te descubrieron y cómo comenzó tu carrera?

DN: Sí, soy de Askino, aunque definitivamen¬te hay mucho más que solo una calle. Asistí a la escuela local y a la escuela de música hasta el tercer grado. A los ocho años, interpreté una canción bashkir en un festival folklórico. El Presidente de la República de Bashkiria estaba presente y, al fi¬nalizar mi actuación, me aconsejó que asistiera al internado de música para niños particularmente talentosos en la ciudad capital de Ufa.

Aunque en el internado mi instrumento de aprendizaje era el violín, mi corazón siempre latió por la ópera. Después del internado, fui a la universidad de arte durante dos años y allí comenzó mi formación para cantar en un escenario. Mi profesora Jusupova Nayla especialmente, me apoyo en todo momento. Estudié en el Conservatorio Rimsky-Korsakov en San Petersburgo con Tamara Novichenko, quien ha entrenado a numerosos cantantes famosos, como Anna Netrebko.

TWOG: ¿Valeriia Savinskaia, consideras afortu¬nado haber crecido en Moscú para tu carrera?

VS: Estoy muy agradecida de haber nacido y crecido en Moscú. Es una gran ciudad con muchas oportunidades para los jóvenes. Pero decidí mudarme a Viena, el corazón del mundo de la ópera, para dar los primeros pasos en esta carrera.

TWOG: ¿Qué sientes cuando actúas en el escenario de uno de los teatros de ópera más importantes del mundo?

VS: Motivación. Orgullo. Euforia absoluta.

DN: ¡Alegría! ¡Todavía no puedo creer estar actuando en este escenario y estar viviendo mi sueño! Me siento Cenicienta yendo al baile como princesa. En esta oportunidad, el Director de ópera, Dominique Meyer, desempeña un rol fundamental en la historia: Apoyarme y creer en mí.

TWOG: ¿Qué significa para ti la beca NOVOMATIC?

DN: La beca NOVOMATIC significa vivir en una de las ciudades más bellas y musicales del mundo. ¡Y por supuesto, cantando en el escenario de mis sueños! Agradezco al destino y a todos aquellos que ayudan a personas como yo a tener una oportunidad tan maravillosa. No obstante, creo que es una pena no haber tenido esta oportunidad en mi país de origen.

VS: En lo personal, la beca es como una gran racha de suerte y significa un gran apoyo a todos los cantantes jóvenes.

TWOG: Si miras hacia el futuro, ¿dónde te ves en los próximos diez años? ¿Y cuál es tu meta a corto plazo?

VS: Mis objetivos son muy ambiciosos: viajar por el mundo y cantar en los escenarios internacionales más importantes.

DN: Dentro de diez años, me veo en el escenario, cantando y realizando mi sueño. Para enton¬ces, me gustaría que todos hayan oído mi nombre. ¿Quizás ya haya formado una familia propia...? Pero mi próximo gran objetivo inmediato es ganar el reconocimiento de la audiencia de ópera vienesa, y he oído que son críticos bien informados.


TWOG: Diana, en el plano internacional has actuado en muchos países. Si piensas en tus raíces, ¿qué deseas para tu familia?

DN: A mi madre y mi hermano, que son mi gran soporte, les deseo mucha suerte, salud y felicidad; y poder estar más cerca de ellos pronto.

TWOG: Valeriia, hablas tres idiomas y tam¬bién has viajado mucho. ¿Qué desearías para tu Rusia natal?

VS: Sí, hablo ruso, alemán e inglés y me encanta viajar. Pero también amo mi país de origen. ¡A Rusia le deseo más artistas jóvenes y talentosos cuyos nombres resuenen en todas partes del mundo!


0 Comentarios
ÚLTIMAS NOTICIAS
PUBLICIDAD