ANALÍSIS EXCLUSIVO INFOPLAY

Israel prohibió las Tragaperras el 1 de enero: ¿Qué esta pasando? ¿Se intenta AHOGAR al Juego Presencial en beneficio del Juego Online?

En InfoPlay hemos analizado esta noticia que hace pocos días se produjo: Los jugadores israelíes recibieron una gran sorpresa el 1 de enero cuando el monopolio del juego que allí opera, Mifal Hapayis, se vio obligado a cerrar sus 150 máquinas keno y 500 Tragaperras el 31 de diciembre...
INFOPLAY | MADRID
InfoPlay   

La decisión fue ampliamente celebrada por el ministro de finanzas Moshe Kahlon cuya postura anti-juego es reconocida. Ahora, el Ministerio de Hacienda está ofreciendo al monopolio la oportunidad de ejecutar loterías adicionales.

Y mientras el Ministro de Finanzas no ha ocultado su deleite: "Hace 18 meses, dije que ya no habría máquinas tragaperras en Israel, y estoy muy contento de que a partir de hoy [31 de diciembre] ya no haya más".


¿Pero qué esta pasando en Israel?

Esta noticia es resultado de la reciente política anti-juego que el Parlamento israelí está llevando a cabo. Basta recordar cómo el pasado año 2016 arrancaba con un proyecto que tenía visos de confirmarse: permitir la apertura de casinos en una de las localidades turísticas más relevantes del país ubicada en un orillas del Mar Rojo, Eilat; pero la realidad es que el proyecto se quedó en nada a pesar de contar con Sheldon Adelson como uno de sus principales avaladores. Y es que la apertura de esos casinos obliga a un cambio radical de la legislación del país, en la que no se contempla la existencia de casinos, donde el total de la industria legal del juego está bajo control y dirección del gobierno.



Situación legal

El juego en Israel se regula por una ley de 1951. Con el boom del juego online y de las apuestas deportivas se han producido ajustes recientemente. Básicamente son dos los organismos estatales que controlan el 100% del juego: la Lotería Nacional (National Lottery) y el Israel Sports Betting Board (conocido como "ISBB"). El primero se encarga de la gestión de los juegos de rasca, loterías y sorteos, mientras que el ISBB tiene autorización para ofrecer apuestas deportivas y de caballos. Actualmente existen unos 2.500 puntos de venta pero distribuidos de forma muy irregular dependiendo de la influencia religiosa en la geografía del país.
Bajo estas circunstancias, las slots y el bingo eran vistas como una forma de aumentar ingresos en dichos puntos de venta; pero desde siempre la idea permitir la apertura de algún casino presencial. Ahora parece que ambas opciones están lejos de consolidarse.



Ante la ausencia de casinos en su territorio... ¿qué opciones tienen los israelíes para jugar?

Básicamente la única opción son los barcos anclados en Eilat. Son barcos-casinos auspiciados por grandes empresas extranjeras y controlados por el gobierno israelí que además los carga de enormes impuestos. Otra opción bastante habitual para los miles de turistas que durante todo el año pasan sus vacaciones en Eilat es cruzar la frontera ya que a escasos 20Km de Eilat pero ya en territorio egipcio hay casinos como el Taba Hilton.

Y para los más nostálgicos sigue quedando la opción de acudir al Casino Oasis de Jericó (Cisjordania). Un recinto que fue inaugurado a finales de los 90 (por todo lo alto y con la top model Claudia Schiffer de anfitriona) y que en sus primeros años recibía en masa a israelíes que se desplazaban de Tel Aviv principalmente. Pero actualmente, esta opción es minoritaria debido a los estrictos controles y a las multas impuestas por el gobierno de Netanyahu a sus ciudadanos que acuden a Cisjordania.



Líderes en juego online pero con enormes limitaciones en juego presencial

Curiosamente, estas restricciones evidentes en el desarrollo de la industria presencial choca con la posición de liderazgo en juego online. Centenares de pequeñas empresas tecnológicas (start-ups) ubicadas a las afueras de Tel Aviv, en una zona conocida como la "Silicon Valley mediterránea" desarrollan gran parte del software y de los servicios de juego a nivel mundial.



El peso de la religión

Evidentemente, la explicación a esta situación debe buscarse en el componente religioso y político donde el Gobierno de Netanyahu cuenta como aliados principales a partidos políticos como Bayit Yehudi y United Torah Judaism (tradicionalistas y con enorme componente religioso) que hacen difícil que esta situación se revierta en el corto plazo por lo que seguiremos presenciando esa aparente contradicción entre apoyo al sector online por parte del sector privado y el inmovilismo del sector público en lo que a juego presencial se refiere.